El Palma Futsal desafía al todopoderoso Inter Movistar (sábado, 13:00 horas)

Los mallorquines inician este sábado la semifinal por el título de la Primera División en la pista del Inter Movistar, campeón de la fase regular y actual campeón de la liga y la Copa del Rey. Es el primer partido de la penúltima fase. Se mantiene la duda de Attos mientras que Sergio viaja y podría tener minutos.

El Palma Futsal posa en el pabellón del Príncipes de España (Copiar)

El Palma Futsal inicia este sábado (13:00 horas, Teledeporte) el mayor reto de su historia. Afronta por primera vez una semifinal por el título de la Primera División con el objetivo no despertarse del sueño en el que lleva inmerso en las últimas semanas. El reto es mayúsculo y el premio también: una final de la mejor liga del mundo. Para seguir escribiendo las mejores páginas de su palmarés, los de Juanito tendrán que superar al campeón de la fase regular, el Inter Movistar, y saldar las cuentas pendientes de esta temporada ante los grandes a los que no ha conseguido derrotar. Este sábado se disputa el primer partido de la eliminatoria en Alcalá de Henares ya que los madrileños tienen el factor pista. El Palma Futsal afronta el partido con la máxima ilusión de ser un debutante en esta fase y dar la sorpresa ante uno de los grandes favoritos y el actual campeón de la liga y la Copa del Rey.

El desafío de los mallorquines es descomunal. Inter Movistar ha sido el campeón de la fase regular cediendo únicamente un partido. Además, no ha perdido ningún partido en toda la temporada en su pista, la única en la que no ha ganado nadie este año. A esto hay que sumar la calidad extraordinaria de una plantilla que es una de las referencias a nivel mundial. A la sombra del gigante verde comparece la silueta de un Palma Futsal llamado a hacer historia y que tiene una oportunidad de oro de luchar por un gran título por primera vez en su historia. Tras superar al Jaén Paraíso Interior, los palmesanos han conseguido el objetivo de ser uno de los cuatro mejores equipos de la liga y son el invitado de honor al banquete de los grandes, que habitualmente se reparten el botín de todas las competiciones domésticas. El Palma Futsal, que ya tiene su victoria moral con su presencia en las semifinales, no se conforma con estar y ahora tiene hambre de más. El reto es alcanzar la final y para ello trabajar a destajo para contrarrestar el potencial de los madrileños. Los de Juanito llevan varias semanas a su mejor nivel y han alcanzado su mejor forma para el momento decisivo de la temporada a pesar de los contratiempos en forma de lesiones y ausencias. En este sentido, el equipo mantiene la duda de Attos, que sigue en Brasil y hasta la tarde de este viernes no se sabrá si puede llegar a tiempo para el partido. Mientras, Sergio, que lleva tres semanas lesionados, viajará y podría tener minutos.

El técnico del Palma Futsal, Juanito, asegura que “es un partido que es muy complicado pero en nuestro diccionario la palabra imposible no existe y vamos a trabajar para ganar el partido”. Además, apunta que “todos hemos soñado con esa posibilidad de llegar a la final y no sé qué haría porque yo ya no me puedo afeitar la cabeza, pero nos tenemos que tomar esta eliminatoria muy en serio. Tenemos que asumir esta eliminatoria como una oportunidad única de jugar la final”. Sobre el rival, Juanito afirma que “nos vamos a enfrentar a uno de los mejores equipos del mundo. Es un equipo muy equilibrado en todas sus líneas, con un juego en ataque de mucha movilidad, muy directo, con jugadores desequilibrantes, con buenos finalizadores y pueden cambiar de forma de jugar con Cardinal” y añade que “no nos tenemos que olvidar que estamos peleando por el título y es una presión bonita, es una presión que tenemos que tener porque no todos los días tienes la oportunidad de pelear por el título de liga y yo soy el primero que, sin perder la humildad y sabiendo lo difícil que es, porque estamos con los tres grandes de la liga que aspiran a ganar el título, pero ya que hemos trabajado durante toda la temporada, los chicos se merecen luchar por ese sueño. No queremos quitarnos presión porque si nos la quitamos parecerá que hemos llegado al límite y este equipo no tiene límite hasta que nos echen de la competición”.

Por su parte, Carlos Barrón reconoce que “nos vamos a enfrentar al claro favorito para ganar la liga. Va a ser muy complicado sorprenderles pero les puede pasar factura la presión y nosotros tenemos que aprovechar nuestras ocasiones para sacar algún resultado bueno. Los jugadores una vez que ya se meten en las semifinales y en el partido es ganar. Nuestro objetivo es conseguir la victoria y los puntos necesarios para pasar la eliminatoria”. En la misma línea se expresa Sergio González: “Afrontamos la semifinal con las ganas y la ilusión de pasar porque ya que estamos aquí no nos conformamos con haber pasado y yo creo que estamos ante una oportunidad histórica de jugar una final, y las oportunidades hay que aprovecharlas. El equipo está mentalizado en pasar de eliminatoria. Todo lo que no sea pasar, nos dolería mucho” afirma.